jueves, 5 de marzo de 2009

Jodiendo al personal



Este es un plano de mi barrio. Yo vivo en la calle A, en la que es casi imposible aparcar. Normalmente aparco en las calles X, Y o Z, y a veces en las calles J, K o T. Para aparcar, normalmente seguía alguno de los recorridos marcados en azul:



La calle R era de doble sentido hasta hace unos meses. Es una calle de 4 carriles, así que era algo lógico. Pero un señor del departamento de tráfico del ayuntamiento de mi ciudad, que se aburría, decidió que sería mucho más divertido si la calle R se convertía en calle de sentido único.
Hasta hace una semana, tenía que tomar un "atajo" para llegar de mi calle a las calles en las que suelo aparcar, pero el señor del departamento de tráfico se dio cuenta de que era demasiado fácil. Así que desde este fin de semana, han cambiado el sentido de la mayoría de esas calles, y muchas han pasado de ser de doble sentido a sentido único, de manera que es prácticamente imposible llegar del punto A al punto B sin pasar por al menos 10 calles diferentes.



Consecuencias; el lunes y el martes he llegado tarde al trabajo porque estuve parado más de 15 minutos en una calle de apenas 150 metros, por la que antes apenas pasaban coches. Desde aquí quiero felicitar a la mente pensante que ha elaborado este maquiavélico plan. Enhorabuena chaval, te has lucido.

4 comentarios:

mortiziia dijo...

Es lo que pasa cuando uno tiene que disimular de alguna forma el sueldazo que gana rascándose la panza; de vez en cuando hay que tomar alguna medida (cuanto más inútil o negativa, mejor) para que se genere vidilla, entre quejas y demás, y se pueda seguir chupando presupuesto otros cuantos años «supervisando» un proyecto para solucionar la medida.

Nesta Vazquez dijo...

@mortiziia, lo peor es que en la radio lo anuncian como una mejora en la red de tráfico, "pa cagarse".

antonio dijo...

Estas "mentes preclaras" tienen un amplio radio de " acción". En mi ciudad después del nuevo ordenamiento de tráfico, he decidido que voy andando al centro, aunque tarde 10 minutos más. Ahorro dinero y sobre todo protejo al estómago. Si cojo el coche ya sabes lo que sucede.

Nesta Vazquez dijo...

@antonio, la idea es "fomentar" el uso del tranporte público y de otros más sostenibles, pero a base de molestar.