domingo, 24 de mayo de 2009

Esto lo quiero para ayer

Mi empresa ha firmado el nuevo contrato de mantenimiento de licencias para el software que desarrollamos, con la administración pública que lo tiene implantado. Algunas de las nuevas cláusulas no tendrían que haberse firmado nunca, sobre todo las referentes a plazos de entrega. Se presupone una flexibilidad por ambas partes, pero al final cuando aprieten desde arriba nos van a llover los marrones.

Como es muy fácil criticar sin aportar nada, voy a proponer mi contrato estándar de mantenimiento de software.

Contrato de mantenimiento de licencias entre la empresa LaLeche Engineering y la empresa Nostamosconformes S.A. para el software LaOstia 2.0.

1. LaLeche Engineering, en adelante "la empresa", se compromete con Nostamosconformes S.A. , en adelante "el cliente", a hacer todo lo posible por solucionar cualquier problema derivado de los errores en el desarrollo del software LaOstia 2.0. , en adelante "el programa". Entiéndase como posible todo lo que no sea imposible.

2. La empresa se comprometen a corregir las incidencias en el plazo que sea necesario para realizar las tareas correspondientes. Las cosas estarán cuando estén, nunca antes, salvo que se produzcan nuevos avances en teorías de agujeros de gusano y viajes en el tiempo.

3. El plazo de resolución de una incidencia, comienza en el momento en el que el cliente realiza la comunicación de la misma, nunca una semana antes. Se entiende que la incidencia está comunicada cuando la empresa recibe una notificación explicando detalladamente cual es el error y donde y como se ha producido. "Esto me falla" no es una explicación detallada.

4. Ante la imposibilidad de programar las mentes de los usuarios, no se considerarán errores del programa los errores humanos de quienes lo manejan.

5. El programa es solo un software informático, para milagros y apariciones divinas diríganse a Lourdes.

Observaciones adicionales:

Los trabajadores de la empresa son seres humanos, no robots. Se equivocan y se ponen enfermos. No se garantiza el correcto funcionamiento de todos los componentes durante el periodo de vigencia de la licencia.

Recomendaciones de uso:

Preguntar cada hora por el estado de un desarrollo no acorta los plazos de entrega.

La ironía y el sarcasmo a la hora de reclamar no favorecen la disposición del trabajador. Aunque parezca increíble, unas buenas palabras siempre ayudan más que una indirecta ofensiva e hiriente.

1 comentario:

Himliano dijo...

si es que la gente es muy impaciente:

- Homer, mira, he comprado una freidora al ejército. Puede freir un búfalo en 3 segundos.
- ¿3 segundos? Jo, Moe, yo lo quiero ahora.