lunes, 23 de agosto de 2010

Aire de Sevilla

Ayer estuve por primera vez en un balneario. Mis padres me habían regalado unos vales para una sesión de baños termales en los baños árabes Aire de Sevilla. Después de un rato sales de allí medio atontado de lo relajado que te quedas.

Los baños son una maravilla, unos auténticos baños árabes reformados con todas las comodidades, un ambiente relajante, y aromas y una iluminación muy agradables.

Tienen una piscina de agua templada, otra de agua caliente y una de agua fría. La de agua templada (36 grados) es bastante grande y da cabida perfectamente a todo el grupo que está realizando el circuito. La de agua fría es muy pequeña, pero es solo para sumergirte y salir rápido, porque el agua está a 16 grados. La de agua caliente (40 grados) sí se queda pequeña, porque es una temperatura muy agradable para estar un buen rato.

Además, hay una piscina de agua salada (de agua templada) que también es bastante grande, un jacuzzi en el que caben unas 10 personas, una sauna, en la que por primera vez en mi vida pude aguantar más de 2 minutos, y una sala de relajación en la que puedes beber agua y té siempre que te apetezca. El circuito dura una hora y media, tiempo en el que puedes ir recorriendo los baños como se te antoje.

El vale que nos regalaron incluía además un masaje de 15 minutos. Para darte el masaje, en cualquier momento del recorrido te llaman para que pases a una sala en la que hay varias camas (de esas con un agujero para sacar la cara por debajo). A mí nunca me habían dado un masaje, y la verdad es que relaja mucho.

En las instalaciones tiene taquillas gratuitas para que dejes tus cosas. Además te proporcionan toalla y un calzado especial para hacer todo el recorrido, por lo que lo único que tienes que llevarte es un bañador (que si se te olvida puedes comprar allí).

Además de este circuito, también tienen tratamientos de chocoterapia, fangoterapia, exfoliante y un servicio especial de 4 horas con baño, tratamiento en cabina, masaje, comida, manicura, pedicura, tratamiento facial y envoltura corporal a elegir entre chocoterapia o fangoterapia.

Un lugar muy recomendable para darse un capricho al que seguramente volveré a ir.

4 comentarios:

ElGekoNegro dijo...

Esto debe ser lo que llaman vacaciones. Jo...

Nesta dijo...

@ElGekoNegro, la verdad es que ya no estoy de vacaciones, solo estuve dos horas para desconectar un poco de la (durísima) vuelta al trabajo.

ANA dijo...

Me alegro mucho de que te gustara. A mi particularmente me encanta. Un beso

Alury dijo...

Yo me apunto a todo lo que sean Spas, balnearios, masajes... ¡que rico!