miércoles, 18 de febrero de 2015

Prisión permanente revisable

₪ EX-Carcel - Interior - B&W ₪
Imagen: Flickr
Con la reforma del código penal pactada entre PP y PSOE se ha abierto una brecha ideológica acerca de la prisión permanente revisable. Los que se autodenominan "de izquierda" se han lanzado a esgrimir discursos en contra de una medida que consideran un retroceso en derechos sociales.

Si me obligaran a definirme dentro de una ideología, cosa que ni me gusta ni me parece justo, diría que soy una persona "de izquierda". Digo que no me parece justo porque la intención de quien pregunta suele ser la de simplificar tus ideas y reducir tu forma de pensar a un concepto fácilmente asimilable y a la vez malinterpretable.

Siendo alguien que se considera de izquierda, creo que las leyes tienen que, por un lado, adaptarse a los tiempos en los que vivimos, en los que entre otras cosas, hay delitos que antes no existían (como los delitos informáticos), y por otro, ser justas. Ser justo no es tratar a todo el mundo de la misma forma, ser justo es tratar a cada cual como se merece.

Supongamos que una persona con un trastorno mental siente inclinación por matar, y se dedica a asesinar a todo el que puede. Es condenado a 30 años de cárcel, y al salir lo primero que hace es volver a matar. O el mismo caso con un pederasta que abusa de niños. Presuponer que la reinserción de una persona en la sociedad depende del tiempo que permanezca en la cárcel, o que cualquier persona puede reinsertarse, es obviar la naturaleza humana y la complejidad de personalidades y caracteres que esta engloba.

Pongamos otro ejemplo; un político corrupto que ha robado decenas de millones de euros de dinero público (dinero de todos nosotros) y es declarado culpable. ¿No debería estar una persona sensata a favor de que dicho político permanezca en la cárcel, al menos, hasta que devuelva todo el dinero? ¿No debería poder permanecer en la cárcel de forma indefinida si no lo hace?

A veces pienso que dejamos que una ideología se interponga ante nuestro sentido común, y acabamos repitiendo frases o mensajes que escuchamos o leemos sin entender de verdad lo que significan. Y en todo este debate ideológico, el PSOE se ha encargado de dejar muy clara su postura en contra de la prisión permanente revisable, punto que, seguramente, no será el más grave de los que se plantean dentro de esa reforma.

No hay comentarios: